Abriendo las puertas del Cielo

Abriendo las puertas del Cielo

Por Juan Quintero

Al inicio de cada año observamos profecías de todo tipo, algunas se cumplirán otras no, ya que son producto del corazón del que las dice y no del corazón de Dios.

Imagen

Abrir las puertas del cielo tiene un gran precio, pero está disponible para quien lo desee. No se trata de emociones, tampoco de sarcasmo, sino de permitir que también puedas hacer que los cielos se abran como es tu deseo.

De la misma manera que el sol sale para buenos y para malos, de esa misma forma actúa el creador del universo ya que él es Dios consolador y de misericordia, pero somos nosotros los que rechazamos todas esas bendiciones que él desea derramar sobre nosotros.

Mira que te digo sobre su creación, y no sobre religiosos, hipócritas, desnudos de buenas obras y criticones que no miran la estaca que está en sus corazones y vidas y siempre están dispuestos a mirar la espiga en el ojo ajeno. A ellos Dios los vomita y nos dice: evitalos.

Hay varias cosas que debes conocer para que los cielos se abran para ti.

La palabra de Dios es la fuente primordial, si no lees, estudias y te agarras de sus promesas, las puertas del cielo nunca se te abrirán. Jeremías dice en la Palabra de Dios lo siguiente: Engañoso es el corazón más que toda las cosas, y perverso, ¿Quién lo conocerá? Jeremías 17:9

Segundo: La Biblia dice: Bienaventurado  (que significa bendito) el que soporta las tentaciones, porque cuando haya resistido la prueba, recibirá corona de vida que Dios ha prometido para los que le aman. Santiago 1:12

Tercero: Obediencia a la Palabra de Dios es clave para que se abran los cielos. Hoy en día preferimos los consejos de hombres pecadores, que el consejo de Dios que permanece para siempre (Proverbios 19:21) Es por eso que las bendiciones no llegan y comienzan entonces la frustraciones y hasta dejamos de hacer lo bueno y eso se convierte en pecado, iniciamos a mirar hacia atrás en vez de mirar al Señor que nos permite respirar hasta hoy. Dios no es un Dios de emociones ni de confusión, él es real si tú le permites serlo en tu vida. La obediencia a la palabra de Dios siempre trae cielos abiertos para los que la practican. No todo lo que sale de la boca de un predicador proviene de Dios, por eso que la Biblia nos indica: Examina los dichos de su boca, escoge lo bueno y desecha lo malo, también nos dice: No os dejéis llevar de doctrinas diversas y extrañas (Hebreos13: 9)

Cuarto: Aptitudes y acciones. Aquí es donde debemos mirarnos por dentro y decir: ¿Son nuestras aptitudes, acciones bien vistas por los ojos de Dios? Señor examínanos al tenor de tu palabra, porque no quiero ser como dice Tito 1:16 sino un ser como dice 2 Timoteo 2:15

Quinto: Motivos. Otra gran interrogante que merece un examen desde el prisma de Dios. ¿Por qué buscamos a Dios? ¿Cuál es el propósito de nuestra búsqueda? Preguntas que debe ser respondida por nuestro ser interior. De seguro Dios sabe la respuesta, ¿ pero la sabes tú? De manera que cada uno de nosotros dará a Dios razón de sí. Romano 14:12

Ahora escucha a Dios si deseas que los deseos de tu corazón sean escuchados y respondido por el Todopoderoso, por el que nos dice: Yo Soy tu hacedor y doy a quien quiera mis dadivas.  Las dadivas de Dios pueden ser: salud, paz, armonía en el hogar, prosperidad económica, transformación de un ser querido, y hasta protección divina y salud espiritual.  Hoy día en muchos altares del mundo se predica palabra de hombres y no de Dios, aunque utilicen la palabra de Dios, No provienen de Dios, por eso los resultados que se ven.

Si realmente quiere respuesta de Dios, entonces practica lo siguiente y la PUERTA DEL CIELO SE ABRIRÁ PARA TI:

Imagen

Primero: “Buscad a Jehová mientras pueda ser hallado, llamadle  que está cercano” Isaías 55:6

Segundo: “El rostro feliz alegra el corazón; lo contrario, demuestra que tienes el corazón despedazado” Proverbios 15: 13

Tercero: “Un mandamiento nuevo os doy: Ámense unos a otros, como yo los he amado” Juan 13: 34

Cuarto: “La discreción te guardará; te preservará la inteligencia” Proverbios 2:11

Quinto: “No paguéis a nadie mal por mal; procurad lo bueno delante de todos…” Romano 12: 17

Sexto:”Desecha la mentira, hablad verdad entre mi pueblo, porque somos un solo miembro los unos de los otros” Efesios 4:25

Séptimo:”Pon toda tu ansiedad sobre Cristo, porque él tendrá cuidado de vosotros” 1Pedro5:7

Solo te digo que le pidas a Dios que te de fe y revelación para descifrar el mensaje que él tiene para ti en estos 7 puntos donde Él desea abrir los cielos para ti, entonces “Tus oídos oirán su voz detrás de ti una palabra: Este es el camino, andad en él…”Isaías 30:21

Entonces: “Persevera en la oración, velando en ella con acción de gracias” Colosenses 4: 2

Si realmente deseas que la PUERTA DEL CIELO ESTÉN SIEMPRE ABIERTAS PARA TI, entonces da clic aquí: http://www.panamae.com/46/4cosas/4cosasdios.htm

Dios te siga Bendiciendo

Rompiendo la Simetría de Dios

ROMPIENDO LA SIMETRÍA DE DIOS
Simetría: “Armonía, equilibrio
Cuando rompemos la simetría de Dios, todo se convierte en desastre. La causa: la desobediencia, la cual a su vez produce ineptitud, arrogancia, soberbia y poco importa. Nuestros pueblos han vivido y continúan cometiendo esos errores que no solo traen maldiciones, ruinas y pobreza extrema, sino abundante desempleo que se traduce en miseria, y hambre en toda la humanidad. Desobedeccer a Dios es muerte dice la Biblia.
La más frecuente consecuencia es el mal uso de los recursos financieros, que Dios pone en nuestras manos que se desvanece como si estuviera en saco roto, no aprendemos de los errores de nuestros padres y mucho menos de lo que dice la Biblia para cambiar nuestras actitudes, no aprendemos de los errores y el hambre de otros países para aprender a guardar un poco de lo que por su misericordia el Todopoderoso nos permite obtener con nuestras manos.
No aprendemos a someternos y respetas las leyes de nuestros países ni a nuestros semegantes… bueno… ¿Cómo entonces no someteremos a Dios que no lo vemos?
Eh! allí el primer error de nuestros pueblos y de nosotros mismos: falta de sabiduría para administrar los bienes y recursos con la inteligencia de Dios.

Mientras no aprendamos a administrar lo que Dios pone en nuestras manos no pretenda que él dueño del oro y la plata va a darle más, ya que no ha aprendido con lo poco, mucho menos con lo mucho, recuerde Dios no puede ser burlado, el no puede negar lo que está escrito en la Biblia: “Si eres fiel en lo poco serás fiel en lo mucho” “Si le robas a los humanos que ves, cuanto más a Dios que no lo vez” “Si le mientes y engañas a los que ves cuanto más a Dios que no le ves”

Sin embargo, dices creer en Dios, pero constantemente lo estás desobedeciendo. ¿Crees que Dios vive realmente en ti? Nadie puede contestar esa pregunta por ti, solo tú tienes la respuesta.
Te sugiero si este es tú caso, que te pongas a cuenta con Dios, porque mañana puede ser demasiado tarde.

Dios ofrece oportunidades al que le escucha en diferentes áreas de nuestras vidas. Usó hasta un burro para hablarle a su pueblo, no va a usar este instrumento para dirigirse a su creación dura de cerviz. La decisión es tuya, la puerta de Dios está abierta para los que desean entrar y aceptarlo como su Señor y salvador, nadie puede cerrar esa puerta, no existe poder sobre la tierra para cerrarla, solo tú puedes tomar la decisión de que se cierre o permanezca abierta para tu vida.

Si decides que permanezca abierta, como estoy seguro que así es, dile a Dios lo siguiente:
Tal como soy vengo a ti, te pido perdón por todos mis pecados, errores y negligencias, me arrepiento de todos ellos, te necesito Jesús en mi vida, ayúdame a no caer tanto, muéstrame el camino de la rectificación económica, financiera y personal. También múestrame una iglesia donde se hable de tu Palabra bendita sin restricciones ni dogmas humanos. Gracias por ayudarme Señor Jesús.

Juan Quintero
Director de http://www.panamae.com
El portal panameño que transforma Vidas al rededor del mundo.